Enriquecimiento Ambiental en el paseo #1

Seguimos en el Reto de Enriquecimiento Ambiental. Hoy con los días 11, 12 y 13. ¡Disfrútalos!

Consigue la guía con las 5 Claves para Revolucionar los Paseos con tu perro


Árboles como enriquecimiento:

Aprovecharemos los huecos de los árboles y las alturas para esconder comida. 

No tiene mucho misterio. Colocamos comida untable por la corteza y luego le pediremos que la busque. Podemos pedirle que se espere mientras la ponemos o hacer que se quede lejos realizando otra actividad (un olfateo, estar con alguien, jugar con algo, etc.).

¿Qué beneficios nos aporta?

  • Favorecemos que el perro se relacione con el entorno de una manera sana, tranquila y provechosa.
  • Si colocamos la comida en alto, haremos que tenga que levantar la cabeza del suelo para olfatear, ampliando así su campo de exploración.
  • Al tener que trepar para llegar a los premios más altos, hará propiocepción y trabajará ejercicios de musculación.
  • Si es un árbol con muchas ramas o con zonas estrechas/pequeñas, el perro tendrá que meterse por allí. Ganará confianza en sí mismo y realizará retos exitosamente.

IMPORTANTE: Si tienes más de un perro, asegúrate de que no hay ningún problema de protección de recursos entre ellos.

Propiocepción Urbana:

En cada paseo podemos dedicar unos minutos a interaccionar con mobiliario urbano. Así conseguimos tanto ejercicios que ayudarán en la condición física de nuestro perro como socializar y ayudar a superar retos. 

Por ejemplo: ¿cuántos perros son los que cuando ven objetos muy grandes en la calle se asustan?

Así les ayudamos a ver los objetos de la calle como algo normal y a lo que no hay que tener miedo.

Enseñarles que eso no es peligroso y ayudarles pidiéndoles que se acerquen e incluso que lo toquen con alguna parte de su cuerpo (siempre que sea posible).

El objetivo es que toquen todo tipo de superfícies de una manera consciente y calmada para que sean capaces de gestionarlo. Les invitaremos a pasar por esos sitios y después sacaremos el premio para seguir animándoles. 

Escondite de juguetes:

Tal y como dice el nombre, esconderemos un juguete que le guste mucho al perro, y él a través del olfato tendrá que encontrarlo.

Si nuestro perro nunca ha hecho ejercicios de este tipo, tenemos que ser muy progresivos y evidentes al principio. De lo contrario se podría confundir y frustrar demasiado y perder el interés por el juego.

Con el perro cogido del collar/arnés o con la correa, le enseñaremos el juguete y nos iremos corriendo. Lo dejaremos en un lugar cercano y a la vista, entonces volveremos y le diremos la palabra de buscar.

Lo acompañaremos y en cuanto lo encuentre reforzaremos muchísimo jugando con el propio juguete, dando premios o con otro juguete.

Poco a poco lo iremos poniendo cada vez más difícil, hasta que ya no sea visible para el perro. Para llegar a este punto, tenemos que tener claro que el perro entiende lo que tiene que hacer y qué está buscando exactamente.

Es muy recomendable estructurar este ejercicio con comandos, de esta manera controlaremos más la situación, al perro le será mucho más fácil de entender y en el caso de tener un perro basurillas evitamos generalizar el coger cosas del suelo.Recomendable 3 palabras: 

  • Una para iniciar el juego. Así el perro sabrá cuando empezamos la actividad.
  • Una para finalizar el juego. Para evitar que se conviertan en perros muy demandantes y entiendan cuándo acaba el juego.
  • Una para indicarle que tiene que buscar. Diremos esa palabra justo cuando le queramos mandar a buscar, así no se anticipará y potenciaremos la espera del perro.

En los 3 ejercicios, es importante que estés atento a las señales que te dé tu perro. Si no está entendiendo la mecánica, ayúdale para que no se frustre ni se desmotive, además así también potenciaremos el vínculo perro-persona.

Y si quieres más, clica aquí o en el botón de aquí abajo y mira lo que te tenemos preparado para ampliar todo el reto de Enriquecimiento Ambiental… 😛

¡Las inscripciones están abiertas!

Consigue la guía con las 5 Claves para Revolucionar los Paseos con tu perro